miércoles, 23 de febrero de 2011

Una Historia de Piratas


Circulan por ahí miles de sitios de Internet con copias electrónicas de los libros de moda, los bestsellers, los más conocidos, etc. En realidad es difícil no encontrar una copia pirata de algún libro en Internet.

Hasta hace poco pensé (ingenuamente) que la literatura juvenil latinoamericana estaba a salvo. Obviamente traducciones de libros super conocidos como Harry Potter y Crepúsculo se encontraban en Internet desde hace mucho, pero libros de autores mexicanos (de literatura juvenil) eran rarísimos de encontrar.

Bueno, pues hace un par de días, navegando por Internet encontré una página que contenía una trascripción electrónica de mi libro. Los que hicieron la transcripción hasta firmaron y todo, para que se les diera crédito por la transcripción (jaja, hasta me da risa). Ah sí, también tenían la advertencia en su página que nadie debía publicar sus transcripciones en otras páginas, porque era considerado falta de respeto y robo (la ironía). Junto con la copia pirata de mi libro, había muchos otros más, aunque generalmente eran libros traducidos del inglés, libros tal vez más conocidos o muy difíciles de adquirir en ciertos países.

Me quedé pensando por un rato qué hacer. ¿Realmente se puede luchar contra la piratería? ¿Tenía caso siquiera intentarlo? Opté por escribirle un mensaje al administrador de la página, diciéndole que era la autora de esa novela, pidiendo (bueno, más bien demandando) que quitara la copia electrónica.

Después de eso me olvidé del asunto, pensé que no tenía caso preocuparme ni enojarme por esto. Pensé que lo más probable era que la persona jamás me contestara y que no podía hacer nada respecto a la copia pirata de mi novela.

Me equivoqué en esto último y hoy recibí una respuesta del administrador de la página. Les comparto:

"Hola, soy Admin en (cierta página que no mencionaré), en caso de que en verdad seas Paulina Aguilar, ya q simplemente muchas personas tienden a tomar la voz de otras personas simplemente por molestar te informo que he recibido tu denuncia, ya q bueno, no soy el unico admin, pero el foro esta abandonado, yo normalmente, solo me hago cargo de las traducciones, aunq participe en la transcripcion de tu libro, referente a lo que demandas con mucho gusto eliminare el link de descarga del foro, pero no veo que conseguiras, al fin y al cabo ya se encuntra en internet, y bueno, sobre tu permiso, al ser pirata no lo necesitamos, pero dejame decirte, que la transcripcion al ser hecha sin animo de lucro no incurre en ningun delito, antes me extraña que no lo hayan hecho antes, xq si no sabes nosotros solo somos uno y pequeño de los tantisimos foros que se dedican a lo mismo, en fin, lo hecho esta hecho, suerte con tu libro, que llegues a mas paises, para que asi no sea necesario la pirateria para disfrutar de él."

Tiene razón en decir que no son los únicos que se dedican a eso, desgraciadamente hay muchos, muchos más. Y bueno, sólo para aclarar, cuando se hace una transcripción de un libro y se propaga sin permiso, sea o no con fines de lucro, está mal y sí se inquiere en delito. Sea o no con fines de lucro es robo, porque te estás robando el trabajo de otro.

Mi respuesta, más que una amenaza, intenté que fuera más bien una explicación de porqué está mal tomar el trabajo y esfuerzo de otro. Aunque esta persona no lo entienda, a los autores que no contamos con fama mundial como J.K. Rowling nos afecta este tipo de acciones. No es un libro más entre millones de copias vendidas. Un libro es un libro.

Después de esta pequeña aventura, no sé qué pensar. Como autora este tipo de cosas me desanima mucho, supongo que son los "gages del oficio" de hoy en día. Los autores de hace cien años no tenían porqué preocuparse por esto, los de hoy sí. De todas formas es triste ver cómo alguien puede tomar algo tan tuyo, tan personal como una obra artística, para luego reproducirla y repartirla como si fueran volantes publicitarios.

¿Ustedes qué opinan?